¿Conoces los peligros del plástico?

Tiempo de lectura: 4 minutos

El plástico, en todas sus variantes, se encuentra presente en todos los ámbitos de nuestra vida. Su uso masivo genera un impacto medioambiental importante debido a su durabilidad en el ambiente pero ¿sabes que también pueden existir riesgos sobre la salud humana por la presencia de elementos tóxicos que pasan a los alimentos contenidos en los envases plásticos?


El plástico es un material que se ha integrado en nuestro día a día cotidiano, y se nos hace impensable concebir nuestra vida sin él. Miremos a donde miremos en nuestro alrededor, estaremos rodeados de materiales plásticos de todo tipo.

Aspecto medioambiental del plástico: Residuo de alta durabilidad

Desde hace ya tiempo somos conocedores de su efecto contaminante, ya que es un material de alta durabilidad. Un ejemplo de la magnitud de este aspecto medioambiental del plástico es la presencia de materiales plásticos en nuestros mares. En el océano el material plástico se acumula en espirales gigantes de basura donde, entre otras cosas, los peces ingieren trozos de estos plásticos.

   En 1997 fue descubierto en el océano pacífico el llamado “séptimo continente” o “isla basura”, y aunque hay controversia en cuanto a su tamaño, el Centro Nacional de Estudios Espaciales Francés (CNES) asevera que mide 22.200 km de circunferencia y que su superficie asciende a 3,4 millones de km2.

Aspecto tóxico del plástico: Afectaciones sobre la salud humana

    Además del efecto medioambiental, de por sí ya bastante impactante, en la actualidad, múltiples estudios científicos corroboran que el uso del plástico supone una amenaza para la salud humana, ya que algunos plásticos comunes liberan sustancias químicas nocivas en el aire, los alimentos o bebidas. Estas sustancias liberadas no se ven, pero si utilizas plástico en tus alimentos (embalajes, recipientes, botellas,…) lo más probable es que estés consumiendo parte de estos en tu alimentación.
    Existen más de 100 tipos de plásticos, aunque los más comunes son 6, y se los identifica con un número dentro del triángulo (símbolo de reciclaje) a efectos de facilitar su clasificación para el reciclado.
 Los 6 tipos de plásticos más frecuentes son los siguientes:
 PET: Polietileno tereftalato
 PEAD: Polietileno de alta densidad
 PEBD: Polietileno de baja densidad
 PVC: Policloruro de vinilo
 PP: Polipropileno
 PS: Poliestireno

Además de estos 6 tipos, podemos definir un séptimo tipo, OTROS, entre los que incluiríamos policarbonatos, poliamidas (nylon).

Estos números suelen encontrarse en la base del envase, indicando el tipo de plástico, dentro del triángulo que indica que el material es reciclable. Estos símbolos se encuentran en todos los envases plásticos.
En la siguiente tabla, se muestran los tipos junto a sus aplicaciones más importantes y su uso tras el reciclaje:

¿Qué tipo de plástico es más seguro?
   Los diferentes tipos de plásticos pueden generar diferentes riesgos sobre la salud humana en función de los tóxicos que pueden producir:

PLÁSTICOS A EVITAR:
TIPO 1: PET (POLIETILENO TEREFTALATO)
RIESGOS: Pueden desprender antimonio y ftalato
 

 TIPO 3: PVC (POLICLORURO DE VINILO)

RIESGOS: Desprenden plomo y ftalatos, entre otros. También pueden emitir gases de productos químicos tóxicos.
 

TIPO 6: PS (POLIESTIRENO)
RIESGOS: Pueden desprender cancerígenos y alquilfenoles estrogénicos (bisfenol A)
 

 A modo de resumen

 
Como puedes ver, los riesgos sobre la salud de la utilización de envases de plástico puede llegar a ser importante, por eso te recomiendo seguir una serie de consejos para minimizar los riesgos del uso de envases de plástico:
– Utiliza envases de vidrio o de un plástico seguro (tipo 2) para almacenar alimentos
– Evita las bandejas y vasos de estirofoam (similar a corcho blanco), sobretodo con líquidos calientes. Evita este tipo de material sobretodo para meterlo al microondas y para bebidas calientes.
– Sustituye el film de plástico o el papel de aluminio para conservar los alimentos. Es preferible sustituirlos por bolsitas de cierre hermético tipo zip , elaboradas con HDPE/PEAD (tipo 2), un tipo de plástico que no desprende toxinas.
– Cuando compres productos, busca productos con menor packaging .
– Si compras plástico, escoje productos que se puedan reciclar o reutilizar.
 
Por tu seguridad y por el medioambiente, reduce el uso de plásticos!!

Suscríbete a nuestras

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

¿Quieres saber más sobre

¿Quieres saber más sobre

Usamos cookies para mejorar la experiencia de usuario. Al aceptar el uso de cookies está de acuerdo con nuestra política de cookies.

Privacy Settings saved!
Configuracion de Privacidad

Cuando visita cualquier sitio web, puede almacenar o recuperar información en su navegador, principalmente en forma de cookies. Controle sus Servicios de cookies personales aquí.

Estas cookies son necesarias para que el sitio web funcione y no se pueden desactivar en nuestros sistemas.

Para utilizar este sitio web utilizamos las siguientes cookies requeridas técnicamente.
  • wordpress_test_cookie
  • wordpress_logged_in_
  • wordpress_sec
  • euconsent
  • euconsent-v2
  • googleConsent
  • userld
  • devicePixelRatio
  • dfpestid
  • _stidv

Rechazar todos los servicios
Acepto todos los servicios
X